ENG
Buscar
contacto

Contactar con el IAC

Blanca Soto. Kiddy Citny, "Buenas noticias", en Galería Blanca Soto.

kiddycitny_4

Inauguración:Jueves 13 de Octubre a las 17:00 horas.

Duración: del 13 de Octubre al 13 de Noviembre de 2015.

Lugar: Galería Blanca Soto, Calle de Almadén, 13, 28014 Madrid.

A principios de los años 80 “el niño de la ciudad”, Kiddy Citny, definió el Muro de Berlín en la calle Waldemar del barrio de Kreuzberg como su taller. Nacido en Stuttgart, Kiddy Citny es uno de los más conocidos “pintores del Muro”.

“Las pinturas del muro surgieron porque Thierry Noir y yo queríamos llevar el Muro al absurdo, como muro protector antifascista. Queríamos encerrar la ciudad de Berlín a través del Arte y comenzamos a pintar cientos de metros”. Los trabajos y pinturas de Citny, de intensos colores, son la expresión de un sentimiento vital positivo, que simbolizan un mundo de poesía y el anhelo de unión y amor indispensables. Transmiten una fe optimista por un futuro prometedor. A través de metáforas sencillas, Citny muestra temas complejos como paz y libertad, voluntad y responsabilidad, sensibilidad y ternura. Rostros en forma de corazón, cabezas coronadas que expresan “que cada persona debe sentirse como un rey”. Así como el motivo del globo terráqueo rodeado por brazos, que quiere recordarnos que debemos cuidar el mundo.

Tras la caída del Muro las pinturas se han interpretado como símbolo de la nueva libertad. Citny juega con códigos o elementos que resultan familiares. Es inherente también a su composición la dialéctica entre los motivos o elementos que hablan por sí solos, y una evidente verbalización. En torno a los cuerpos y las cabezas serpentean pictogramas jeroglíficos y líneas epigramáticas, palabras o frases, con un grafismo que traza en el plano de la imagen a modo de decorado que habla. Los símbolos funcionan no ya sólo como simple escritura, sino como la firma del artista.

Los nuevos trabajos de Citny reflejan un extracto o detalle de la frenética actualidad. De manera espontánea, con trazo rápido y colores explosivos, el artista consigue un movimiento y expresión en las que el espectador queda atrapado. Las obras mantienen el lenguaje típico de Citny, con figuras, de apariencia lasciva, que se disuelven gradualmente y toman vida propia. La interacción e interrelación entre el gesto, la idea y el color es tal que parece casi imposible encontrar el principio. El artista descarga con ímpetu y pura sensualidad la yuxtaposición del mundo interior y exterior. Se trata de ese momento intermedio, el del umbral entre realidad y fantasía, el de la interacción entre deseo, poder y amor. Según Citny “la mano no sigue a la cabeza, sino a la necesidad”; la necesidad de expresión, el deseo de veracidad. Los cuerpos, en su mayoría femeninos, se entrecruzan y recuerdan al observador la gracia de la unión de la humanidad. Lo físico como expresión más directa del amor – erótico y sin límites-, como una invitación a que cada uno afronte sus deseos sin miedos y con autodeterminación.

La creatividad comunicativa y positiva de Citny remite a una amplitud de interpretaciones, con diferentes aproximaciones e intenciones. “Mira, todo lo que puedas ver!”, acercarse uno al otro, buscar el intercambio, reír, disfrutar juntos -uno para y con el otro-. “En mi trabajo es importante que las obras inspiren, que tengan alma. Es entonces cuando el tiempo se vuelve infinito. La obra tiene siempre un componente muy dinámico. La Nada y el Todo tienen alma. Una vida activa, la vida con fuerza... ser activo... energía y mucho amor por la vida. Así es como de la semilla, la planta llegó a la vida”.

Anja Jahns
Octubre 2015