ENG
Buscar
contacto

Contactar con el IAC

Isidro López-Aparicio: Invertidos, aprendiendo a relacionarse

Jueves, 17 de Marzo de 2011.

Durante el pasado año Isidro López-Aparicio ha realizado su último proyecto artístico a partir de distintas concentraciones de personas. Acciones colectivas que implicaron congregar unas 200 personas y colgarlas en grupos de diferente número, realizando racimos de personas.

El proyecto versa sobre el individuo como ser que se relaciona, como centro subjetivo que ve y es visto. Analiza las relaciones entre las personas, las redes sociales y cómo el individuo y éstas reinterpretan el mundo. Es un dialogo de convivencia de personas que no se conocen, de diferentes procedencias, entornos y edades.

Si cambiamos nuestros puntos de referencia, las cosas ya no encajan, los referentes sociales se alteran, nuestras vidas se alejan de las de nuestros antepasados, el pasado pesa, la memoria está presente, pero encima de ellas escribimos nuestras vidas. Tenemos que encontrar y definir nuevas formas de vivir y convivir.

Perdemos la distancia entre nosotros, nos tocamos, compartimos el aire, tenemos que encontrar nuevas maneras para relacionarnos, indefensos y violados en nuestro espacio, pero nos encontramos. Si juntamos a personas, de distintas edades y condiciones, una acción tan corporal y social ayuda a romper tópicos y a acercarnos a las personas de manera más sincera.

Al cambiar los referentes, nos desinhibimos pues hay que redefinir como relacionarse, el nuevo entorno nos permite nuevos comportamientos o poder mostrar los ya existentes en las fórmulas de vida. Lo invertido, no es tal, es tan sólo otra manera de vernos, de entendernos.

De esta acción se registró numeroso material: datos de archivo, entrevistas, material fotográfico, video, grabaciones sonoras... material ya seleccionado por comisarios como Liu Guopeng para la exposición “context” en China.

Escrito por Miguel Angel González