ENG
Buscar
contacto

Contactar con el IAC

Juan Ramón Barbancho comisaría la selección de artistas españoles en el Proyecto Circo. Performance y audiovisuales. La Habana. Cuba.

Proyecto Circo (8ª edición). Performance y audiovisuales. Centro de Arte Contemporáneo Wilredo Lam, La Habana. Cuba.

Del 3 al 12 de marzo de 2011.

Colaboración de La Nave Spacial.

Selección de artistas españoles de Juan-Ramón Barbancho.

PARTICIPAN:

Amparo Garrido - Remanecer. 14’ 41’’. 2008.

La obra seleccionada, se acerca a las labores del campo andaluz buscando, más que una identificación, la memoria familiar perdida cuando su padre emigró a Valencia, donde ella nació. Es como un trabajo casi de ida y vuelta. Ella regresa al lugar de donde procede su familia paterna tal vez para encontrarse con sus orígenes, con ella misma. A la vez en casi un trabajo antropológico y sociológico que se acerca a ese mundo.

Fernando Baena -Ebba. 3’ 07’’. 2009.

Este trabajo de Baena es una obra, casi introspectiva, que se construye con una narración poética y personal, tremendamente íntima, donde la voz en off parece que se habla a ella misma. Entrelaza el texto con imágenes igualmente íntimas y familiares, acoplando magistralmente el texto y la imagen.

Felipe Ortega-Regalado - Musaranho. 4’ 52’. 2008

Musaranho arranca con la imagen del sueño y se extiende por un paisaje visual y sonoro más onírico aun, entre la noche y la naturaleza, el fuego y la luz. El personaje de la niña, que introduce el ejercicio de la pintura en la obra en movimiento, enlaza con la de los perros que, en silencio, transitan por esa noche de fuego. La mirada de la niña y la del can no son más que interrogantes.

Joaquín Delgado - Bajamar. 6’ 50’’. 2009.

El video, como muchas de las obras de Delgado, posee esa extraña virtud de las cosas bellas y sencillas, que nos atrapan y relajan. La playa, el agua, los paseantes y los buscadores de coquinas imágenes casi quemadas por la claridad del sol de la tarde se funden con el audio, que no es otro que el ruido real de las olas.

Como en el resto de las obras seleccionadas, la sencillez y la intimidad es el eje que vertebra el trabajo.

En definitiva, las cuatro obras seleccionadas nos hablan de lo íntimo, de lo sencillo que puede haber en una obra de arte, donde el tiempo y la narración forman un todo sin fisuras.