ENG
Buscar
contacto

Contactar con el IAC

Teresa Margolles inaugura "Sobre la sangre"

Teresa Margolles Sobre la sangre
a cura di Francesca Guerisoli e Angel Moya Garcia
comisariada por Francesca Guerisoli y Ángel Moya García
Inauguración 25 marzo 2017 – hora 18:00
Hasta el 25 junio 2017
 

Associazione Culturale Dello Scompiglio 
Via di Vorno, 67 | 55012 Vorno, Capannori (LUCCA) ITALIA
www.delloscompiglio.org |0583 971475 | 338 7884145

 

Teresa Margolles (Culiacán, Sinaloa, México, 1963 – vive y trabaja en Madrid) es una artista visual que examina las causas y las consecuencias sociales de la muerte, de la destrucción y de la guerra civil que asola su país. La artista es conocida por la creación de obras de arte que se concentran en los temas de la violencia, del género, de la pobreza y de la alienación. Su trabajo critica el orden social y económico que convierte en normal determinadas muertes violentas, trasgrediendo las convenciones sociales y artísticas y subrayando la complicidad del gobierno en producir la violencia y en generar la pobreza. Como firma individual y a través del colectivo SEMEFO (Servicio Médico Forense), fundado en Ciudad de México en el 1990 y activo por una década, Teresa Margolles es una de las artistas que más han tratado el tema de la brutalidad de la guerra entre narcotraficantes y fuerzas del orden en la República federal de México, realizando obras en las que emerge una sólida condena a la violencia y a todo lo que ésta produce en las familias de las víctimas, en las comunidades y en el espacio urbano.
 
La artista ha desarrollado un lenguaje personal como narradora testigo de sujetos silenciosos y de víctimas definidas como “daños colaterales”, a menudo sin nombre y por lo tanto tratadas sólo como números. Sutiles y seductoras, sus obras ofrecen inicialmente una agradable experiencia estética, que rapidamente revelan algo muy distinto. Un ejemplo paradigmático fue la exposición personal ¿De qué otra cosa podríamos hablar? presentada en el pabellón mexicano en la Bienal de Venecia del 2009. En ésta, entre las diferentes acciones e instalaciones, el público se encontraba de frente a las telas utilizadas para cubrir los cadáveres de las víctimas del tráfico de droga, para después hallarse en una sala expositiva en la que familiares de víctimas de muerte violenta lavaban el suelo con una mezcla de agua y sangre de las mismas. Esta cercanía íntima al material de la muerte produce a menudo en el público choques viscerales y miedos psicológicos que abren una profunda interrogación sobre particulares problemáticas sociales. Otro ejemplo ha sido el trabajo presentado en Manifesta 11, la Bienal Europea de arte contemporáneo que se ha desarrollado en Zurich en el 2016, en la que la artista ha efectuado una serie de encuentros con algunas trabajadoras del sexo transexuales de Zurich y Ciudad Juárez.
 
En el contexto de la violencia de género se incluye la exposición “Sobre la sangre” que comprende la instalación itinerante “Frazada (La Sombra)”, la gran tela que presta el título a la exposición “Wila Patjharu / Sobre la sangre” y la nueva instalación site specific “Testimone”.  En su complejidad y articulación, la muestra transforma integralmente la arquitectura del espacio expositivo Dello Scompiglio, alterando sus características físicas y perceptivas, para conducir al visitante en un ambiente oscuro y laberíntico que lo circunda y envuelve completamente.
 
Punto de inicio de la exposición es la instalación itinerante “Frazada (La Sombra)” (2016), realizada en ocasión de la Bienal de Bolivia del 2016, que durante la jornada inaugural se moverá por algunas plazas de Lucca y posteriormente será posicionada en los espacios externos de la Tenuta. La obra está compuesta por una manta atada a una estructura metálica de un metro y noventa de altura, utilizada generalmente en los puestos callejeros. Recuperada en la morgue de La Paz e impregnada de la sangre de una mujer víctima de feminicidio, la manta perturba a aquellos que utilizan su sombra para refrescarse en los días soleados, ya que después de poco tiempo notan el fuerte olor de sangre que ésta desprende. Con “Frazada” Teresa Margolles desea visualizar la sombra de la violencia de género que, en Bolivia, según el Instituto Nacional de Estadística, afecta a bien el 87% de las mujeres.
 
En el interior del espacio, la gran tela “Wila Patjharu / Sobre la sangre” (2017), corazón de la exposición, está impregnada de la sangre de diez víctimas de feminicidio en La Paz y bordada sucesivamente por artesanas locales a través de las técnicas tradicionales de decoración de los vestidos de danza popular boliviana. Emerge de este modo cómo frecuentemente el folclore y la tradición consiguen cubrir, esconder y transformar en ornamento una trágica realidad cotidiana. Motivos florales y bordados con lentejuelas, perlas e hilos de colores brillantes configuran un recorrido sinestético a través del cual el público, immerso en la penumbra, es conducido por una longitud de 25 metros, en un camino de enfrentamiento con las propias convicciones éticas y estéticas frente al rumor de los propios pasos.
 
Estos pasos conducen a la tercera instalación, titulada “Testimone” (2017), y realizada expresamente para la exposición. El ambiente se configura como un pasillo perimetral en penumbra en el que son ubicadas algunas grabaciones de audio y dos fotografías que hablan de Carla y La Gata, dos prostitutas transexuales desaparecidas prematuramente en la mexicana Ciudad Juárez. Las grabaciones de audio hablan sobre el rechazo y la renuencia social, de las experiencias y de los deseos truncados. La primera fue matada a los 67 años en el 2015 y la segunda a los 32 en el 2016, y han pagado con la propia vida el odio de género que llevan consigo no sólo sus verdugos, sino también las instituciones. Sus naturalezas transexuales, prostitutas y pobres hacen de ellas “muertos que no cuentan”, como podría decir Judith Butler, que en su ensayo “Cuerpos que importan. Sobre los límites materiales y discursivos del sexo”.se pregunta: “¿qué se entiende por humano? ¿cuáles vidas cuentan en cuantas vidas?” y, por último, ¿què convierte una vida digna de luto?”.
 
--
Teresa Margolles (1963, Culiacán, Sinaloa, México) ha expuesto en numerosos museos, instituciones y fundaciones internacionales. Entre las principales exposiciones recordamos: Bienal de Dallas, 2017, Bienal de Bolivia, 2016, Neuberger Museum of Art, Acquisto, NY, USA 2015; Migros Museum für Gegenwartskunst, Zurich, 2014; Centro de Arte Dos de Mayo, Madrid, 2014; Principe Claus Fund, Amsterdam, 2012; Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC), Ciudad de México, 2012; Museo de Arte Moderno, Ciudad de México, 2011; Museion, Bolzano, 2011; Kunsthalle Fridericianum, Kassel, 2010; Los Angeles County Museum of Art, Los Angeles, 2010; La Bienal de Venecia, Pabellón mexicano, Venecia, 2009.
 
--
El Proyecto Dello Scompiglio ideado y dirigido por Cecilia Bertoni, se desarrolla en la homónima Tenuta, situada a las puertas de la ciudad de Lucca, en Italia; una realidad en la que las actividades relacionadas con las artes visuales y performativas en los espacios internos y externos junto con el diálogo y las actividades con la tierra, con el bosque, con la fauna y con el elemento arquitectónico contribuyen a una búsqueda de cultura.  Cada elección relacionada con el Proyecto es, por este motivo, evaluada en relación a la propia sostenibilidad ambiental, a través de formas de integración y de responsabilidad. En el interior de la Tenuta Dello Scompiglio, junto a la Empresa Agrícola y al Restaurante, trabaja la Asociación Cultural. La Asociación desde el 2007 crea, produce y acoge espectáculos, conciertos, exposiciones, instalaciones, teatro para niños; asimismo realiza residencias para artistas, laboratorios, cursos y workshop; organiza y propone recorridos en la naturaleza, lecciones Método Feldenkrais ®; y gestiona el Spazio Performatico y Espositivo (SPE).