ENG
Buscar
contacto

Contactar con el IAC

El mundo del arte acusa al PSOE de Salamanca de manipulación política

ABC, Castilla y León

Rocio Blázquez, 16/10/2010

Artistas, críticos, docentes, comisarios, directores de museos, galeristas, coleccionistas, gestores culturales y editores relacionados con el arte contemporáneo han arremetido públicamente contra lo que consideran una «manipulación política» por parte del PSOE de Salamanca respecto al envío de catálogos de exposiciones del centro de arte DA2 de Salamanca a instituto y colegios. Responden así a la denuncia efectuada la pasada semana por los socialistas salmantinos en la que aseguraban que el Ayuntamiento de Salamanca, responsable del DA2, había enviado a centros educativos de la ciudad unos catálogos en los que se veían «duras escenas pornográficas, de consumo de alcohol y tabaco, graffitis obscenos y pintadas de exaltación del terrorismo».

A este respecto, la Asociación de artistas visuales (AVA) de Castilla y León, considera en un comunicado de respuesta a la denuncia socialista que «no nos parece que las prácticas políticas se vayan a ver beneficiadas por esta manera de manipular la realidad de una práctica habitual en los Centros de Arte Contemporáneo», como es la cesión de sus publicaciones a escuelas.

A la vez, criticaban al Grupo Municipal Socialista salmantino por «haber facilitado a la prensa una información descontextualizada y ajena completamente a sus fuentes, es decir, a las exposiciones».

En este mismo sentido se pronunciaba el Instituto de Arte Contemporáneo, asociación que agrupa a más de 300 prestigiosos profesionales que defienden la labor del DA2, mientras que resaltan que los profesionales «confiamos en el criterio de los directores y bibliotecarios de esos centros de enseñanza para determinar qué material puede ser inadecuado para los alumnos, dependiendo de sus edades». Desde el Instituto se cree «necesario y loable» que las instituciones defiendan su actividad cultural, para que los niños y jóvenes conozcan «con la guía de sus profesores y de los equipos didácticos de los museos y centros, toda la complejidad del arte de hoy. En primer lugar, para su enriquecimiento cultural y, en segundo, para que aprendan, a través de la mirada crítica de los artistas, a formar un criterio independiente ante lo que ocurre en el mundo».

Por su parte, Adace (Asociación de Directores de Arte Contemporáneo de España) recuerda que el centro salmantino ha estado cuestionado «tan solo por cumplir con una de sus funciones: distribuir sus publicaciones entre bibliotecas y profesores de enseñanzas regladas». Suponer que eso implica hacer llegar imágenes «lesivas a ojos infantiles» demuestra «un desconocimiento del funcionamiento de la cultura y del sistema educativo», agregan.

«Profundamente ofendido»

Pero quizá el más sorprendido por la denuncia de los socialistas salmantinos ha sido el que fuera comisario de la exposición «Laocoonte devorado. Arte y violencia Política» (2005), co-producida por el Artium de Álava, el Centro José Guerrero de Granada y Domus Artium de Salamanca, y a la que pertenecen la mayor parte de las fotografías criticadas por el PSOE. Javier González, que en aquel momento era director de Artium de Álava, asegura sentirse «manipulado como comisario de la exposición y profundamente ofendido porque alguien haya querido ver en algún aspecto de mi trabajo una apología del terrorismo. Esto es, justamente, lo contrario de lo que se hizo».

Una exposición, recuerda, que recorrió las ciudades de Vitoria, Granada y Salamanca sin ningún tipo de incidentes y mereció ser reconocida por los especialistas como una de las diez mejores del año en España.

González considera que si mostrar la «realidad» del pueblo vasco es hacer «apología del terrorismo» como denunciaba el PSOE, también ahora «para ciertas personas, Francisco de Goya sería un apologista del terror francés al mostrar cómo algunos soldados invasores mataban con saña a civiles españoles y es posible que censuraran sus “desastres de la guerra” si ello estuviera en sus manos».