ENG
Buscar
contacto

Contactar con el IAC

NONI LAZAGA “La Casa del Laberinto”

Noni Lazaga

Del 3 de septiembre al 25 de octubre de 2015

Inauguración el 3 de septiembre a las 20 h.

CEART. Centro de Arte Tomas y Valiente. SALA B

Calle Leganés, 51. Fuenlabrada, Madrid

Esta artista madrileña, Doctora en Bellas Artes por la Universidad Complutense. Madrid., nos presenta la exposición “LA CASA DEL LABERINTO”, Comisariada por Menene Gras Balaguer, una de las comisarias más activas del panorama artístico español

“LA CASA DEL LABERINTO”

Noni Lazaga construirá una especie de hábitat partiendo del concepto heideggeriano del ser y el habitar, y sus conexiones con la escuela filosófica de Kioto. En primer lugar, la artista hará una propuesta consistente en la reflexión sobre el espacio o los espacios y no-lugares donde transcurren nuestras vidas y las correspondencias entre éstos y el sujeto de la experiencia. La construcción que llevará a cabo se entenderá como una interpretación del habitar en todos los sentidos y de cómo el habla habita el espacio introduciendo la temporalidad.

El título hace alusión a un modelo de hábitat en abstracto y a un modo de espacio en el que este hábitat se construye. Laberinto por cuanto se entiende que lo que rodea este hábitat y conduce hasta él es una construcción simbólica por la que se circula tratando de encontrar una salida o de llegar al destino que se busca. Esta circulación modal implica un deambular o un caminar de un sitio a otro sitio, de un lugar a otro lugar, y por consiguiente equivale a mudanza y cambio, elementos o fases del tiempo que se invierten en “viaje” y recorrido.

La artista trazará con cuerdas la línea continua con la que fijará los puntos cuya suma será el máximo exponente de este espacio casi flotante que el visitante acertará a traspasar para llegar a otra parte y encontrarse en otro lugar cuando haya finalizado el paseo, tratando de potenciar la reflexión sobre el espacio en general y el tiempo, como dos dimensiones de la existencia que son indisociables. La escenificación de la casa y el laberinto responden a un interés por el mito que subyace en la mayoría de culturas de oriente y occidente sobre el sujeto del habitar, que involucra la espacialidad donde se representa su ser Mundo, el ser mismo y el tiempo.

La casa es un lugar; el lugar del habitar. El laberinto, el camino. La transformación del paisaje natural en paisaje civilizado implica la existencia del camino. El camino ordena y distribuye, permitiendo nombrar. Conduce de un lugar a otro lugar y comunica los espacios del existir. La funcionalidad del camino consiste en ser instrumento de conexión entre espacios dados, para eliminar el no-paisaje desde la cultura del paisaje.

La artista ha concebido esta instalación como el resultado de una exploración del espacio en un lugar que le ha sido dado para su ubicación, la Sala B del CEART.