ENG
Buscar
contacto

Contactar con el IAC

Oxigenarte, Festival de Intervenciones Artísticas en Espacios Urbanos

Arte refrigerado en Segovia

BEA ESPEJO

(Publicado en El Cultural)

Segovia propone, desde este jueves hasta el domingo, una de las propuestas más "airosas" del verano. Organizado por el Ayuntamiento de la ciudad, nace Oxigenarte, el primer Festival de Intervenciones Artísticas en Espacios Urbanos, dispuesto a convertir la ciudad, patrimonio histórico, en un hervidero de explosión artística.

Varios van a ser los emplazamientos intervenidos: la Torre de Juan II del Alcázar, el Acueducto de Segovia, la Iglesia y la Plaza de San Martín, la Biblioteca, la Alhóndiga, la Plaza Mayor, la Plaza de la Merced, la del Corpus, la calle Real, la Avda. Fernández Ladreda, etc. También son muchos los artistas invitados, 12 de ellos pertenecientes a las artes escénicas: José Carlos Balanza, Carlos Costa, Ricardo Calero, Daniel Canogar, Alberto Reguera, Avelino Sala, entre otros.

De entre todo el programa destacamos dos intervenciones. La primera es Conductis Vocis, de Eugenio Ampudia en el Acueducto de Segovia. Con motivo de su 125 aniversario de la declaración del acueducto como monumento nacional, Ampudia juega con el concepto que encarna el monumento como crisol de culturas, ideas, conocimientos, credos y voces plurales a través de tres acciones superpuestas. Se desarrollará durante las 24 horas del día y consistirá en un zócalo prismático de espejo que ocultará la base del Acueducto hasta una altura de dos metros dando la sensación de que el monumento "flota".

Otra estrategia implica, de forma activa, la participación de los habitantes de Segovia y de sus visitantes. Desde el atardecer hasta las dos de la madrugada, se proyectará sobre el milenario cuerpo del acueducto un interactivo audiovisual que transformará los sonidos emitidos por los espectadores en una espectacular intervención luminosa. Por último, el día de la inauguración tendrá lugar otra acción interactiva en la que el compositor Juan Manuel Artero (Madrid, 1969), una vez más con la ayuda del público, traducirá los sonidos emitidos por los ciudadanos en sonidos relacionados con el universo sonoro del agua.

Un trabajo que se suma a los muchos presentados este año, entre los que destacan Play, el site specific en la Capilla del Museo Patio Herreriano de Valladolid, su paso por la 10ª Bienal de la Habana dentro de Comicacionismos, del Pabellón cubano, por Banquete_nodos y redes, del alemán ZKM o la bienal del fin del mundo de Sâo Paulo.

La segunda es la propuesta de Daniel Canogar en el Alcázar de la ciudad. El artista juega con el imaginario colectivo que el lugar suscita, invitando al público a asaltar virtualmente el monumento. A través de un programa interactivo creado especialmente para la ocasión, a lo largo de la noche del 30 de julio cien visitantes se convertirán en protagonistas activos de una animación en vídeo, en la que se verán a sí mismos proyectados sobre los muros, como si estuvieran escalando la Torre Juan II del monumento. Una obra que ironiza sobre nuestras fantasías históricas, al tiempo que despierta nuestras ansias por superar importantes obstáculos en nuestras vidas. La respuesta del público se verá proyectada sobre el Alcázar en las noches sucesivas a la performance, el viernes, sábado y domingo.

Un tributo a lo efímero que esperamos tenga un éxito permanente.